En este caso se utilizan Brackets metálicos igual que en la ortodoncia tradicional. La diferencia es que se colocan en la cara interna de los dientes con lo cual a nivel estético resultan prácticamente imperceptibles.